Si quieres… engaño a la luna
y le robo las estrellas,
solo para que brillen a través de tu piel.

Si quieres… busco en el núcleo de la tierra
la piedra mas preciosa, y armo un collar
para que se ilumine sobre tu humildad.

Si quieres… escribo un poema solo para ti,
con las manos encadenadas,
y los ojos al lado del café.

Si quieres… paso la noche pensando en ti,
Y duermo de día soñando por ti.

Si quieres… lloro un tiempo entero,
para que tú puedas relajarte y flotar
Sobre mi piscina de lágrimas.

Si quieres… te regalo mis sentimientos,
y comprenderás que son infinitas
las cosas que puedes escribir por mí.

Si quieres… voy a buscarte por el lado más lejano,
y durante el camino,
lleno mis ganas de endulzarte.

Si quieres… en un fa mayor, finalizo una canción,
y en un beso melodioso, te enamoro el corazón.
Si quieres… un día de otoño te regalo rosas primaverales,
y salimos de paseo bajo la lluvia del sol.

Si quieres… te presto mi frazada,
para que te envuelvas y pases la noche
en el reparo de mi piel valiente.

Si quieres… pido a dios que regrese,
y que zarpe las cosas que no deseas.

Si quieres… provoco calor frotando las manos,
para que puedas adormecer bajo mi corazón
por tu amor en llamas.

Si quieres… por ti doy mi vida,
como la dan los arboles por mí,
como la da el sol por la tierra cada día.

Si quieres… arranco de mi pecho el corazón,
y lo coloco en tu osito de peluche,
para poder dormir contigo cada noche.

Autor/a: Mauro Espeche
Las Varillas (Córdoba)


Para más poemas visita cibernotas.com


Cuando le ofrecemos a alguien que amamos de verdad cosas que son realmente escritas en un poema para ver si logramos tocar el corazón de esa persona especial.