Las plazas en invierno
se quedan solitarias,
desnudas, sin sonrisas,
sin corridas,
sin niños que la vistan...
Las plazas, en invierno,
se quedan pensativas,
sabiendo que al silencio
le lloverán las prisas
de aquellos que caminan
en busca de caricias

Las plazas, en invierno,
angustias viejas guardan
que hacia la primavera,
florecerán en lágrimas...
Las plazas, en invierno
son sólo autorretratos
de aquellos que en el mundo
silencian sus palabras,
encierran sus abrazos
y dan la espalda
a soles renovados...

Autor/a: ONCEDEENERO


Para más poemas visita cibernotas.com


Las plazas de invierno parecen tristes y vacias pero tambien parecen pacientes esperando la siguiente primavera, testigos de citas románticas y de sucesos de todo tipo. Siempre esperando ser visitadas por la gente. Son tambien lugares que me traen recuerdos de mi infancia y de mi adolescencia, hermosas serán estas plazas o parques que se quedaron tambien en el corazón.